septiembre 20, 2018 8:27 am -
Inicio » Destacados » Horacio Cartes: El primer Presidente anti cooperativista del Paraguay
EMILIO LUGO

Horacio Cartes: El primer Presidente anti cooperativista del Paraguay

(Artículo de Opinión – Emilio Lugo Valenzuela, dirigente cooperativista)

Con mucha rapidez, el Presidente de la República ha firmado el Decreto promulgando la Ley 5.501/15 que modifica varios artículos de la Ley 438/94 que impone la lista sábana para la elección de autoridades en las cooperativas y el pago del IVA sobre el Acto Cooperativo. En un hecho sin precedente, con total desprecio a nuestros argumentos respecto al sentido solidario y a la función social relevante que cumplen las cooperativas en Paraguay, desde hace más de 80 años, refrendó con su firma lo que se venía diciendo. Que él fue el promotor y el que ordenó liquidar el Acto Cooperativo, o sea, todos los servicios colectivos de ayuda mutua, de solidaridad que los socios desarrollan en su cooperativa y éstas entre sí. De esa manera entra a la historia como el único Presidente que decididamente está buscando la desaparición del sector de economía social.

Es bueno recordar en estos primeros dos años de su mandato, las actitudes cambiantes del señor Cartes. Durante su campaña electoral habló de la necesidad de cooperativizar el país porque consideraba a las mismas, instrumentos valederos para movilizar el esfuerzo conjunto, autogestionario, los recursos, la voluntad y creatividad de los sectores de menores recursos. Y nos pareció tan acertada su visión sobre el desarrollo sostenible, con clara perspectiva humanista. Y es que hablaba el empresario, el hombre que no estaba contaminado con los manejos de la política partidaria. El dirigente de futbol, el banquero. Y se crearon expectativas.

Es más, en su discurso ante el Papa francisco reafirmó los ejes centrales de su política social al destacar: la gente en primer lugar y el combate frontal contra la pobreza. Y justamente las cooperativas ofrecen las mejores estrategias para posibilitar la creación de fuentes de trabajo, invertir en la producción, democratizar la economía, profundizar la inclusión financiera, lograr la rentabilidad social, avanzar hacia una mayor equidad e igualdad social. Es decir, brindar oportunidades para acceder a la: salud, educación, capacitación técnica de mejor calidad. Ofrecer financiamiento para la vivienda digna, trabajo decente etc. Pensamos que con su experiencia al frente de tantas empresas podría incorporar cambios positivos en beneficio de los sectores que trabajan honestamente en nuestro país.

Y esperábamos mucho de Usted, Don Horacio. Esperábamos que llevara adelante una política de fomento hacia nuestro sector, canalizando recursos hacia la economía de la gente, créditos a largo plazo para las pequeñas cooperativas de producción, las de vivienda, las de trabajo. Confiábamos que apoyaría una Alianza estratégica con nuestro sector, establecería convenios de trabajo compartido, tendientes a incorporar como estrategia central en la lucha contra la pobreza, el modelo cooperativo. Aguardábamos acciones activas desde el MEC, Ministerio de Educación y Cultura para impulsar la enseñanza del cooperativismo, la educación en Valores Cooperativos en el nivel primario y secundario, de la educación formal, conforme al mandato Constitucional del artículo 113º.

Mientras las Naciones Unidas hacen un llamado a los gobiernos a proteger e implementar políticas sociales, económicas y fiscales para promover y fortalecer las empresas cooperativas. En tanto una personalidad mundial como el Papa Francisco reivindica la economía de rostro humano, recomienda apoyar y fomentar las cooperativas que facilitan y alientan la vida de las familias y proponen soluciones solidarias para la gestión de los bienes comunes que no pueden volverse propiedad de pocos ni objeto de especulación. Hizo alusión, sin dudas a la economía de capital que profundiza la desigualdad en el mundo y la concentración, ya que según estadísticas unas 100 empresas transnacionales y personas multimillonarias concentran ee total el equivalente a la riqueza del 50% de la población mundial. Unas 3.500 millones de personas. Mientras su asesor en políticas sociales Bernardo Klinsberg enfatiza que se debe fomentar el cooperativismo, como herramienta eficaz contra la pobreza, el Presidente arremete contra nuestro modelo de desarrollo eliminando la exención tributaria sobre el Acto Cooperativo respetada por todos los gobiernos desde 1930.

Cuando se insistió para que se abra una mesa de diálogo a fin de explicar nuestra postura, el Presidente no le recibió al grupo de dirigentes en la casa presidencial, Mburuvicha Roga. Apenas estuvo en la entrevista su Secretario Privado. No entendemos por qué un Presidente de la República no tenga tiempo para dialogar con un sector fundamental desde el punto de vista económico, social y cultural. Qué otro compromiso mayor puede anteponer un Mandatario a la responsabilidad, obligación y privilegio de dialogar con sus Mandantes.

Volvemos a reiterar señor Cartes que en el afán recaudatorio, su gobierno amenaza la existencia de nuestro sector. Como resultado de esta política antisolidaria, de eliminar las exenciones tributarias del Acto Cooperativo, las cooperativas se van a debilitar. La gente no va a tener motivaciones para asociarse o crear nuevas empresas cooperativas. Los socios no van a tener incentivos para permanecer como miembros, ya que con el 10% del IVA, se encarecerán todos los servicios, no solo el crédito. Así se entiende desde la Subsecretaría de Tributación. Ya la ViceMinistra Marta González se está frotando las manos para recaudar más, extendiendo el impuesto sobre todas los Servicios Sociales: consultorios médicos, cursos de educación cooperativa, de capacitación técnica, cumpliendo las funciones que le competen al Estado. Cuotas de los institutos de Arte, de las Escuelas de Deportes, las actividades recreativas, las inversiones en la preservación del medio ambiente y otras que benefician a un millón quinientos mil socios y las comunidades en que trabajan las cooperativas.

De esa manera, se equiparará a las cooperativas con las demás empresas comerciales o de capital que operan en el mercado, con las Sociedades Anónimas. Posteriormente, se encarecerá el IVA que según los pronósticos irá al 18%.Tratarán de imponer el Impuesto a la Renta y seguramente el Impuesto de Patente Comercial que es un antiguo anhelo de ciertos Intendentes, como ya intentó en el Municipio de Fernando de la Mora, el ex Intendente Edgar Quintana, hace algunos años.

Lo concreto Presidente es que el Fisco percibirá menos de lo que está planificando sin ningún análisis, respecto al impacto que tendrá estas medidas adoptadas. Y no se dan cuenta que con el Flujo de caja Social, una especie de Balance Social, que es un nuevo concepto en la Contabilidad que van incorporando las Multinacionales, la contribución cooperativa se centuplica. Si sumamos dicho Flujo que incluye: Salarios de los empleados, pago de seguridad social, IPS, contribución fiscal, pago a miles de proveedores, otras inversiones en salud, capacitación, medio ambiente etc., al gobierno le conviene mucho más mantener las mismas reglas que acaban de modificar. Señor Cartes, nos gustaría recordarle en el futuro como un gobernante sensato, inteligente, justo y no como el Primer Presidente anti cooperativista de nuestra historia.

Fuente: Tudiariocooperativo.com.py

23/09/15

Mira Esto

COMTUR

Comtur presentó sus paquetes de vacaciones de verano

Comtur S.A. realizó el lanzamiento de los paquetes turísticos para el verano 2019. Durante una conferencia …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *